Una Llama Entre Cenizas. Una historia con potencial

Después de un último año de universidad muy estresante, un inicio igual de atropellado a la vida laboral que conduce a estar días e incluso meses sin tiempo para lecturas como a las que a mi me gustan, por fin he tomado un tiempo para sentarme y tratar de retomar mi reto de lectura. Así que la reseña que les traigo el día de hoy ha logrado engancharme a leer de nuevo.



Título: Una llama entre cenizas
Autor: Sabaa Tahir
Título original: An Ember in the Ashes
Editorial: Montena
Formato: E-book


Laia es una huérfana que lucha por salvar a su único hermano. Elias es un soldado que lucha por su libertad. Y ambos descubrirán que el Imperio sólo puede vencerse desde dentro...

En un mundo regido por la ley marcial de la Roma Antigua, el precio de la desobediencia es la muerte. Laia y su familia sobreviven en los callejones más pobres, sin cuestionar el orden establecido. Han visto lo que les pasa a quienes se atreven a desafiarlo.

Cuando encarcelen a su hermano por traición, Laia se verá obligada a acudir a la resistencia. A cambio de su ayuda, deberá espiar para ellos en la Academia Militar. Allí conocerá a Elias, el soldado más prometedor del Imperio y también su mayor opositor.
Laia es esclava, Elias es soldado. Ninguno de los dos es libre. Solo uniendo sus destinos podrían cambiar el de todos.

Este libro ya llevaba meses esperando en la lista de lectura de mi kindle, no fue hasta ayer que me tomé un tiempo para mí y lo vi, así que decidí leerlo. Llevaba tanto tiempo en la memoria que ni siquiera recuerdo haber leído la sinopsis ni reseñas del mismo, así que prácticamente me zambullí a ciegas en la historia.


El libro nos lleva a conocer un mundo en el que una parte de los humanos, conocidos como los Academicos fueron sometidos y esclavizados por los hombres del Imperio, lo que ha resultado en una nación divida. Ahí vive Laia, una joven que vive con sus abuelos y su hermano, quienes han pasado su vida tratando de seguir las normas para pasar desapercibidos y vivir cómodamente. Sin embargo, un día apresan a su hermano por presunta traición y es entonces cuando ella hará lo necesario para liberarlo, incluso si se trata de infiltrarse en uno de los lugares más peligros y temidos: La Academia Militar de Risco Negro, donde las Máscaras, hombres que se entrenan desde niños para convertirse en armas más mortíferas y poderosas para el Imperio. Una vez ahí, conoce a Elias, el estudiante brillante de la escuela que desea la libertad, ambos buscaran la manera de salir, pero no será fácil y en el camino descubrirán grandes cosas que podrían cambiar su destino.

Debo iniciar comentando que ya llevaba un buen tiempo sin que una lectura me tuviera leyendo durante todo el día y está me la historia me enganchó en los primeros capítulos, si bien, me parece que el primer 50% del libro me parecía una historia original y que pintaba como algo muy prometedor, después la historia decae, hay pruebas que se plantean a los personajes como algo imposible y difícil que los impulsará a demostrar quiénes son en realidad, pero me resulta en algo fallido se les dedica tan poco tiempo y se resuelven de manera tan sencilla que al final me parece que esas escenas se desperdician por completo y no tienen tanto impacto como lector.

Creo que el gran problema que tuve con el libro, es que la autora narra de una manera un tanto superficial, sentí que faltaban detalles por contar, detalles que me hicieran imaginar por completo la escena y sentirme parte de ella. Si bien, la historia se cuentan desde dos puntos de vista distintos el de Laia y Elias; y tenemos un vistazo a sus vidas que son completamente opuestas, se sigue sintiendo que falta algo.

Sobre los personajes, hay dos que me encantaron y me quedé con ganas de conocerlos más: Helene e Izzi; la primera es la mejor amiga de Elias y la única mujer de la Academia, así que se muestra como alguien fuerte, con grandes habilidades para la pelea, muy leal a sus amigos y con un gran carácter, pero con su lado sensible; por otro lado tenemos a Izzi, la cual amé desde que apareció, creo que le aporta un poco de ¿dulzura? a la historia, es una chica que prácticamente se ha pasado la vida entera trabajando como esclava, sufriendo y lo único que ansía es tener a alguien en quien confiar. Ambas, merecen tener un papel grande en el siguiente libro.

En cuanto a Elias, me desesperó en algunos capítulos, si bien me han gustado las partes en las que se narran las peleas y como él se enfoca en luchar, hay otras en las que no lo soporté, era como un chico de quince años atrapado en un cuerpo de uno de veinte, sentí que algunas de sus acciones no iban con el personaje que se nos había planteado en la primera mitad del libro, creo que en la penúltima prueba es dónde realmente se ve el desarrollo que ha tenido, pero se va al garete cuando se encuentra con Laia

Por otro Laia, ha tenido muy buenos momentos, se ve el gran crecimiento de su personaje y como ella toma sus debilidades para convertirlas en sus fortalezas para así conseguir lo que quiere, aunque sí,  lo ingenua no parece que se quita, lo que le resta un poco de puntos, pero aún así me gustó su personaje, no es mi favorita pero creo que la autora ha hecho una muy buena base para que el personaje crezca y se convierta en una de las más fuertes.

Y aquí es donde comienzo a decirles mi gran problema con esta historia: el romance. Si bien, desde el principio es obvio el camino que seguirá la autora, a mi punto de ver no logra sacarlo adelante, hay situaciones que me parecen muy forzadas y parece que el progreso que han tenido los protagonistas a lo largo de la historia decae muchísimo cuando estos se ven juntos, y me parece que debería ser todo lo contrario, ambos personajes deberían complementarse y formar una unión solida que puede contra todo, no algo incomodo y forzado. También creo que la historia trata de trasmitir un sentimiento de amistad, pero me parece que queda muy plano, sólo cuando los protagonistas conviven con sus compinches es cuando realmente podemos sentirlo, pero por unos pequeños y muy escasos momentos.

Hay tantas idas y venidas de varios personajes como para que realmente puedas sentir la pérdida del personaje cuando realmente alguno desaparece, por eso siento que todo se maneja de manera superficial, no logré conectar con los personajes, ni los lugares, no me llegó el decir: "¡Quiero estar ahí, quiero ver eso!", como suele sucederse con otros libros.

sabrinasalazar-ar
Realmente me gustó la historia o más bien la base sobre la que ésta se cimienta, tenía todo lo que me gustaba: batallas, romance, mitología, magia e incluso intrigas políticas, así que  de verdad quería que funcionara, pero después de pasar la primera mitad del libro comencé a cruzar los dedos para que realmente me terminara por convencer y amar la historia, no pasó. Las escenas de acción son el fuerte, me parecen buenas, pero son pocas; el romancé, como ya les comenté, no funcionó (para mí); la mitología y magia se tocan demasiado poco, pero aún así estoy intrigada; y las intrigas políticas... Bueno, me resultó como algo que ya he leído en otras tantas historias.

¿Fui muy dura? Realmente trato de sacar lo bueno de cada lectura, y no quiero que piensen que odié el  libro, porque no fue así, disfruté la lectura porque se lee rápido y sencillo, sólo siento que me dejó a deber, la autora tiene una gran historia entre las manos con muchísimo potencial y personajes que pueden llegar a ser geniales, pero aún le falta. No sé si leeré el siguiente, porque el final me dejó con un mal sabor, pero si alguien por ahí lo ha leído y me dice que mejora, lo leeré.



¿Alguien lo ha leído? ¿Qué les pareció?
¿A alguien le llama la atención?



¿Cómo pude sobrevivir a esto? Reseña: Juramentada, Brandon Sanderson


37858401
Título: Juramentada
Autor: Brandon Sanerson
Título original: Oathbringer
Idioma: Español
Saga: El Archivo de Tormentas #3 de 10
Edición: Ebook
Editorial: Nova
No. de pp. 1300

La humanidad se enfrenta a una nueva Desolación con el regreso de los Portadores del Vacío. Los ejércitos alezi de Dalinar obtuvieron una victoria fugaz: el enemigo parshendi invocó la violenta tormenta eterna, que ahora arrasa el mundo. Kaladin deberá enfrentarse a la rabia de los antiguos esclavos del hombre. En la ciudad de Urithiru, Shallan investiga las maravillas de la antigua fortaleza de los Caballeros Radiantes y descubre unos oscuros secretos. Dalinar comprende que, a menos que las naciones de Roshar se unan, ni siquiera la restauración de los Caballeros Radiantes impedirá el fin del mundo.

¿Alguna vez han leído un libro, terminarlo y que no sólo los dejé con un vacío, sino que también con sentimientos conflictivos? Bueno, justo eso me dejó este libro. Ansiaba tanto leerlo que en cuanto pude, me hice de un espacio y me senté a leerlo hasta terminarlo, prácticamente mis días giraban en torno a los momentos en los que me ponía a leer, así que esta reseña será un poco más larga de lo acostumbrado, así que disculpen, pero en algún lugar tengo que sacar mis pensamientos y sentimientos que me dejó el libro, ¿no creen?  


Juramentada, nos lleva de nuevo hasta Roshar, este mundo que se encuentra amenazado por los portadores del vacío, que están dispuestos a matar y esclavizar a los que una vez fueron sus señores con tal de hacerse con el control del mundo, pero al reaparecer también regresaron sus contra partes los Caballeros Radiantes dispuestos a luchar por quienes los necesitan. Ahora la batalla se acerca y Dalinar tiene que darse prisa para unirlos, Shallan debe encontrarse a sí misma y Kaladin proteger, los tres junto con sus compañeros deben de encontrar la salida para derrotar al mal que se acerca sin darles tregua.

Debo de admitir, que la historia a lo largo de este tercer libro tiene sus grandes altos y bajos, Sanderson se ha superado trayéndonos una historia compleja que es imposible dejar de leer, amé muchos de los capítulos, pero otro me parecieron un poco flojos y que no estaban conectados con parte de la trama, pero fui una tonta al pensar en esto último, claramente el autor sabe lo que escribe y no se deja un personaje o una historia por ahí suelta, todo está conectado, sólo no hay que caer un poco en la desesperación que al final todo tiene sentido, o bien, así fue para mí.

Los personajes en este libro fueron mejor de lo que esperaba, comencé a amar algunos que al principio en Camino de Reyes estaba odiando, pero aquí Sanderson vuelve a jugármela y terminé por enamorarme de ellos, además tenemos de regreso a algunos de los personajes que creíamos perdidos, así que hay que anexar la sorpresa que me llevé al leerlos. En esta tercera parte, conocemos más a fondo a los miembros del puente cuatro, cada uno tiene una aparición con sus propios capítulos en los que aprendemos más de ellos y el camino que recorrieron hasta llegar ahí, sin duda Roca se ha ganado mi afecto al igual que los otros miembros. 
No sólo a los miembros del grupo de Kaladin toman más protagonismo, también tenemos más de Syl y Patron, así como de Renarin que para mi sorpresa comienza a mostrar un gran desarrollo a lo largo del libro y también tenemos a otro personaje que me emocionó muchísimo, no pondré el nombre, puede que me entiendan si leen el libro o leen el final del anterior;) 

Kaladin, no hace más que consolidarse como mi personaje favorito de toda la saga y conociendo la pluma de Sanderson he comenzado a temer por él, suplico que pase bien en los siguientes libros, ya ha estado sufriendo demasiado :( En Juramentada, Kaladin debe aprender más acerca de los que se trata ser un Caballero Radiante, así como los sacrificios y tratar de lidiar con los sentimientos que esto conlleva, a la par de que busca la manera de proteger a quienes lo necesitan. Lleva un peso muy alto sobre sus hombros y el como lo lleva es una parte interesante de leer.

Tenemos a Shallan, parte importante de la historia. Gran parte del libro la tenemos en un conflicto continúo consigo misma, tratando de encontrarse y buscando quién es ella en realidad, a la par de que trata de esclarecer sus sentimientos por Adolin y Kaladin, debo mencionar que mi vena romántica me animaba a leer más y más sobre este triangulo amoroso, parte de mis pasajes favoritos son sobre esto, vamos, que Sanderson sabe muy bien como desarrollar este tipo de tramas que terminan por consumirte ya sea para que lo ames o lo odies, o termines con el corazón un poco roto como yo.

Dalinar, el gran Espina Negra, en esta ocasión y al igual que los demás personajes lleva un conflicto interno, ahora se nos revela gran parte de la historia que él no recordaba, llevándonos más atrás en el tiempo para conocer a un Dalinar en camino a convertirse en el gran y temido caudillo que es ahora, a lo largo de los capítulos damos esos saltos en el tiempo para descubrir todos esos sentimientos y recuerdos ocultos del personaje, lo que nos lleva a comprender más la naturaleza del personaje. Debo de admitir que el ochenta por ciento o un poco más de sus capítulos me parecieron muy interesantes y adictivos, sin embargo el otro veinte, en el que lo veíamos más en el papel de político me parecieron un poco más tediosos, pero al final es un personaje muy poderoso, con gran peso en la historia y del que espero muchas cosas en las siguientes entregas. 

En general, el libro se inclina más hacia lo emocional y el como tratar de sobrellevar los sentimientos de los resultados que nuestras las acciones conllevan. En gran parte de la novela tenemos a nuestros personajes librando una batalla emocional y física, que al final puede gustarnos o no. Los capítulos de guerra, por algún motivo resultan ser mis favoritos, las batallas y la acción me parecen muy bien llevadas, al mismo tiempo que vemos como los personajes se van consolidando y reaccionando ante ellas.

Como lo he mencionado, Juramentada tiene sus altos y sus bajos, aunque gran parte del libro es más del primero, la primera mitad me pareció increíblemente adictiva, las tres primeras partes de las cinco en las que se divide el libro fueron las que me parecieron las más fuertes, en la cuarta siento que decae un poco el ritmo e incluso hubo capítulos que me fueron tediosos, pero ya hacia lo último vuelve a retomarse para dar un gran final, que me dejó con sentimientos conflictivos, aquí es donde una parte de mí le gustó pero  por la otra me siento un poco defraudada, esperaba algo para unos personajes, pero los otros recibieron lo que yo esperaba para ellos, así que estoy en el limbo en cuanto esa última parte.

La manera en la que el autor narra los lugares y las batallas hace que me traslade hacia esos lugares fuera de este mundo, sentir y ver lo que los personajes, creo que es toda una experiencia leer a Sanderson. En definitiva, esta saga es de las mejores que he leído, no creo que pueda atrever compararlo con otros autores del género, porque es único en su tipo, me ha dejado con muchas ganas por leer el siguiente. 

La política. la aventura y el intricado sistema de magia que crea Sanderson hace que este libro se vuelva adictivo, a lo largo de esta tercera parte de Archivo de Tormentas me sorprendí a mi misma riendo para después desbocarme en lágrimas, así de emocionada e involucrada me tenía el libro. Que el grosor del libro no los asuste, vale la pena, se los aseguro.

Ahora sólo queda esperar a que estos dos años (si es que no cambia la fecha tentativa para su publicación) a la cuarta parte de esta saga.